Podrá el Bitcoin desplazar al dinero tradicional?

Esta es la duda que tienen la gran mayoría de las personas que están comenzando a aprender sobre Bitcoin y las otras criptomonedas. Desplazarán al dinero tradicional? Llegará el día en que todo se pague con criptomonedas?

Esta duda está siendo alimentada con las últimas noticias acerca de las criptomonedas: la gran mayoría de los venezolanos están cambiando su dinero por Bitcoin, pues eso es un alivio para la inflación que sufre su economía y la consecuente depreciación de su moneda, el Bolívar. Cada vez más negocios en línea, y fuera de línea, están recibiendo Bitcoin como pago. Ya podemos cargar con nosotros un dispositivo portatil que funcione como cartera digital y/o podemos usar nuestro teléfono inteligente para pagar algo en bitcoin. Bienes cada vez más caros están siendo cotizados y vendidos en Bitcoin, como ejemplo se pueden comprar condominios en Dubai y Miami con Bitcoins. El Bitcoin acaba de ingresar al mercado de futuros de Estados Unidos el 11 de Diciembre de 2017, y esto sólo es el comienzo de el ingreso a los medios de inversión oficiales con lo cual queda apoyado por intituciones importantes y esto le da solidez y credibilidad.

Pero si partimos de que el primer artículo que se compró en la historia con bitcoins fueron dos pizzas y que ahora podemos pagar viajes, artículos variados por internet, habitaciones de hotel, y próximamente todo el catálogo disponible en Amazon, es muy fácil creer que entonces Bitcoin y las criptomonedas se van a extender tanto que reemplazarán al dinero tradicional. Pero, eso será posible?

La respuesta se podría deducir de el funcionamiento básico de las criptomonedas en general, no sólo de Bitcoin.

Cada criptomoneda es administrada por una cantidad muy grande, indeterminada, de computadoras que forman una red de mantenimiento de el blockchain y de mineros que compiten entre sí para tener la oportunidad de dar de alta cada transacción de la moneda en el blockchain, que es como el registro contable de todos los movimientos de esa moneda desde su origen.

Para obtener la oportunidad de dar de alta el registro de una nueva transacción, cada computadora debe resolver un problema matemático para el cual hay un conjunto muy grande de posibles soluciones. Quien sea el primero en obtener la única solución obtiene la transacción, la registra en el blockchain y después el registro es validado por todas las computadoras de la red de mantenimiento. Todo esto lleva tiempo y hay que esperar un tiempo de latencia que se puede acortar dando una comisión más alta por el registro de la transacción, pero en los mejores casos aún con este procedimiento, la transacción llevará al menos unos diez minutos para bitcoin para que quede asentada en el blockchain y validada.

Esto plantea un problema: la gran ventaja del dinero tradicional es que lo podemos llevar con nosotros en forma de monedas o billetes, y pagar una transacción comercial con él es prácticamente instantáneo, tan pronto como entreguemos el dinero y el vendedor lo tenga en sus manos la transacción ya está completa, mientras que para comprar algo con criptomonedas implica esperar ese periodo de latencia antes de confirmar la transacción.

Para la transacciones que requieran que el pago sea muy rápido, como pagar el pasaje al tomar un autobús, las entradas a un cine o teatro, un helado en la calle, o darle dinero a nuestros hijos para que se compren algo, este mecanismo de espera sería inviable y provoca la realidad indiscutible de que a pesar de que las criptomonedas invadan una gran cantidad de ambientes, se conviertan el medio de pago preferido para muchas transacciones en línea, lleguen a ser un instrumento más de las operaciones bursátiles y  lleguen a pagar cosas tan sencillas como una donación a Wikipedia o pagar impuestos en línea, nunca van a poder reemplazar completamente el dinero tradicional.

Aún así, no podemos predecir hasta qué punto van a llegar las criptomonedas a permear el ambiente que pertenece al dinero tradicional, pero sin duda esto va a ser un acontecimiento muy interesante y revelador durante los próximos años. Lo mejor que podemos hacer es irnos informando y cambiar parte de nuestro capital a criptomonedas para estar preparados ante el gran cambio en la economía que se avecina.

Mientras más preparados estemos, mejores ventajas podremos lograr con esta nueva economía que va a involucrar todo lo que forma nuestro actual concepto del dinero y la economía. Mejor recuerde cómo era todo en este momento porque eso está a punto de cambiar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *